viernes, 8 de junio de 2012

Intouchables (Intocable)


Título: Intouchables (Intocable)
Año: 2.011/ 109'/ Francia
Dirección: Olivier Nakache, Eric Toledano
Guion: Olivier Nakache, Eric Toledano
Música Ludovico Einaudi
Fotografía: Mathieu Vadepied
Reparto: François Cluzet, Omar Sy, Anne Le Ny, Audrey Fleurot, Clotilde Mollet, Joséphine de Meaux, Alba Gaia Bellugi, Cyril Mendy, Christian Amery, Marie-Laure Descoureaux, Gregoire Oestermann

Ninguna pega para que la historia tiene elementos suficientes para merecer elogios, tanto desde una perspectiva como desde la otra, ambos personajes parece que han reunido buena parte de las excelencias a las que un ser humano puede llegar. Bien por ellos.
En todo caso, esto es cine y como tal debemos darnos cuenta de que lo que se trata es de explicar, razonar y ponderar si una producción está bien narrada o no; y en este caso, no lo está.
Toda la narración está orientada a producir el deseado efecto en el espectador pero sin tener en cuenta que con ello se ha dañado irremediablemente la calidad del producto.
François Cluzet y Omar Sy, cada uno a su manera, ofrecen lo mejor de la película, actuaciones de peso cargadas de naturalidad y buen hacer.
Pero hay un problema muy grave en la narración y es la utilización del personaje que encarna Omar Sy; da la sensación de que nos enfrentamos a un cuento de hadas en el que todo lo que está rozado por este personaje se arregla, no es creíble que el abismo cultural, social y económico que separan no sólo ambos personajes sino ambos mundos, se venga abajo con esa facilidad, y si en la realidad lo ha sido, la narración debe ser mucho más creíble y fundamentada. 
En esta especie de road movie que carece de vehículo, al menos en parte, la repentina catarsis de los personajes se antoja irreal, superflua y desmesurada. Apuesto que la realidad tuvo que ser muy diferente, con sus gradaciones, sus momentos y sus altibajos y no como esta especie de melodrama más digno para la horas de después del almuerzo. 
No existe mayor indicación del arrebatamiento que sufre el personaje de Cluzet que una especie de enamoramiento repentino y adolescente que no se alcanza a comprender, ni por aquí ni por allá. Y menos todavía porque se ha puesto el énfasis en el exceso en cuanto al personaje marginal socialmente y menos en lo que habría que haberse detenido. Y lo peor es que se ha hecho como concesión a la galería en busca del éxito más mezquino.
En todo caso, si por algo merece la pena, lo es por su banda sonora.

Lo mejor: La banada sonora.
Lo peor: El guion
Pasable



domingo, 3 de junio de 2012

Almanya. Willkommen in Deutschland (Almanya. Bienvenidos a Alemania)

Título: Almanya. Willkommen in Deutschland (Almanya. Bienvenidos a Alemania)
Año: 2.011/ 97'/ Alemania
Dirección: Yasemin Samdereli
Guion: Nesrin Samdereli, Yasemin Samdereli
Música: Gerd Baumann
Fotografía: The Chau Ngo
Reparto: Fahri Ögüm Yardim, Demet Gül, Vedat Erincin, Lilay Huser, Denis Moschitto, Petra Schmidt-Schaller, Aylin Tezel, Manfred-Anton Algrang, Antoine Monot Jr.

Película partida por la mitad que acoge dentro de ella dos momentos diferentes no sólo de ánimos sino de  muy diferentes calidades.
Por un lado, se ofrece una visión de la emigración poniendo el énfasis en el choque cultural, al estilo de la desastrosa Un franco, 14 pesetas de Carlos Iglesias, 2.006, pero con mejores resultados, claro.
En esos momentos, existen unas tendencias Kusturika que empañan la película porque ni se llega a aquellas alturas ni se ofrece un lenguaje propio más allá de tres hallazgos y de mantener el tipo a base de oficio pero sin grandes alardes; sobre todo porque el humor del que hacen gala los firmantes ni se acerca al del balcánico.
La segunda parte de la película, aquella que se adentra en los territorios de la road movie, aquella en la que los personajes regresan a su país de origen, es la más redonda y merece el esfuerzo de haber ido a la sala.
Para empezar, los actores encuentran la justificación de sus nóminas encontrando matices, aspectos y momentos que dan vida y enriquecen a sus personajes. La catarsis que sufren es un tanto exagerada pero está bien narrada y el contrapunto entre la banalidad y la gravedad de esta parte ofrece buenas soluciones. Quizás por el desencanto de los primeros minutos la segunda parte sale vencedora y por mucho en una película de buenas intenciones y sentimientos narrados con cierta frescura y buenos golpes de cámara. Por poner algunos lunares en esta parte, existe una reiteración de ciertos recursos que resulta cansina por repetida.
En todo caso y a pesar del optimismo y de la cierta utopía que rezuma la historia hay elementos interesantes, actuales y hasta necesarios.

Lo mejor: La última media hora
Lo peor: Irregular
Interesante


Seguidores

Loading...